Levante EMV – 30 de abril de 2019.- En esta nueva legislatura que empezamos a andar tras las elecciones del 28 de abril, hemos de ser capaces de llevar a un plano ejecutivo el plan de investigación y acción de la estrategia de política industrial, elaborado exclusivamente en clave económica y en el que como Colegio Profesional de Ingenieros Industriales, no formamos parte de las más de 25 mesas de trabajo que participaron de la elaboración del documento, tal como hemos venido manifestando.
Tal como pudimos ver en los recientes debates nacionales celebrados en TVE y Antena 3, seguidos por una media de más 9 millones de telespectadores, así como en el debate autonómico celebrado en À punt, los representantes políticos de las distintas formaciones participantes se centraron, exclusivamente, en aspectos generales de política económica sin entrar a profundizar en un problema clave para la competitividad y el futuro de nuestra economía, como son los graves problemas a los que se enfrenta un sector tractor y generador de empleo estable y de calidad como es la Industria.

Sí que hemos leído, en los distintos programas políticos, la necesidad de impulso y modernización de la industria valenciana; propuestas de desarrollo de proyectos punteros; la reindustrialización mediante inversiones públicas productivas; medidas de refuerzo en la capacitación, conexión con starts up y financiación, a través de concentradores que coordinen la economía del conocimiento y el desarrollo de las nuevas tecnologías de la industria 4.0, u otras acciones que no dejan de lado la eficiencia energética y medioambiental.

Medidas y acciones que nosotros sí que hemos tenido ocasión, como colectivo profesional de Ingenieros Industriales de la Comunitat Valenciana, de haber podido hacer entrega, y exponer, a cuatro de las cinco fuerzas con representación en las Cortes (Ciudadanos, PSPV, Partido Popular y Compromís, por este orden), con propuestas tangibles y alcanzables, en clave de nuestra industria, recogidas en un documento de trabajo denominado «Por una Industria fuerte en nuestra Comunitat».

Documento alojado en la página web colegial (www.iicv.net), en el que se pusieron a disposición de las distintas fuerzas políticas, y de quien se muestre interesado, de aquello que consideramos necesario para el desarrollo de políticas activas que intensifiquen, con fomento de la investigación, la innovación, el desarrollo y la mejora de la gobernanza industrial, la reducción de los desequilibrios de la economía valenciana, aumenten el empleo estable y de calidad, y reduzcan la desigualdad en la productividad (siendo capaces de retener y acumular capital humano y tecnológico en la Comunitat Valenciana). Documento redactado en tres ejes vertebradores, que deberían dar lugar a «políticas de consenso» y «luces largas», con el fin de focalizar acciones en:

Potenciar áreas y sectores industriales tractores de la economía valenciana, los ya existentes y los que se están desarrollando, con el fin de ser elementos tractores de nuestra economía y nos permita competir en un mercado global a través de la investigación, el desarrollo y la innovación.

Creación de nuevo tejido industrial a través de una industrialización y el fomento de la transformación digital de nuestra economía, como pilares de una economía fuerte, no terciarizada ni supeditada a los vaivenes de las crisis, con mejora de los procesos y los tiempos en la tramitación administrativa, pero sin olvidar elementos transversales como son los modelos de producción energética, la movilidad sostenible, la eficiencia energética y la adecuada gestión medioambiental.

Creación de mentalidad industrial, comenzando a sembrar, entre los más jóvenes y en el sector educativo, la ciencia, la técnica, la ingeniería, las matemáticas y las artes, con el fin de que, en esta nueva era de la digitalización, podamos recoger, y poner en valor en un futuro inmediato, la economía del conocimiento.

En esta era de cambios inmediatos, hemos de ser capaces de generar una sociedad digital con capacidad rápida de adaptación al medio, pero sin dejar de lado un crecimiento estable y de calidad, tanto desde aspectos industriales como sociales y laborales. El alcanzar estos objetivos debe unirnos a todos juntos, con acciones y propuestas a acometer desde las propias administraciones públicas y desde una acción empresarial y profesional coordinada, con el fin de que el reto al que nos enfrentamos lo hagamos con una capacitación adecuada y una sólida formación tecnológica e ingenieril.

Y es aquí, y en este día, en donde también proponemos, y por qué no, la creación de una Consellería en donde la industria sea protagonista y no sea secundaria (hace ya muchas legislaturas que no tenemos una Conselleria de Industria); el desarrollo reglementaria de la Ley de Gestión y Modernización de las Áreas Industriales, la cobertura de las plazas vacantes de Ingenieros Industriales en la administración pública; el desarrollo de una Ley de Seguridad Industrial que proteja a los administrados frente a las malas praxis y el intrusismo profesional y, de nuevo y por qué no, y tras el día de la celebración de la Seguridad en el Trabajo, la creación de un Cuerpo de Inspectores de Industria (al igual de los existentes en otras áreas) que permitan salvaguardar la seguridad y el bienestar de los usuarios y administrados.

Propuesta, todas ellas, desde la necesidad y por el interés de los administrados, usuarios, y por el presente inmediato de nuestra Comunitat. Porque hemos de ser conscientes de que «#JuntosSomosMásFuertes».

Salvador Puigdengolas Rosas
Decano del Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de la Comunidad Valenciana

Compartir en redes sociales